Como garantías complementarias al modelo que se presenta, se establece que:

  • El censo se construye desde abajo y es público y accesible en todo momento. La inscripción, que da derecho a participar en las votaciones y a hacer propuestas en la Red de Podemos Andalucía, puede validarse presencialmente (en un círculo) o virtualmente, haciendo llegar al Equipo Tecnológico una solicitud que incluya un DNI escaneado, que formará parte de un registro sujeto a la LOPD.
  • El censo se revisará semanalmente. Las personas que permanezcan inactivas (presencial o digitalmente) durante 6 meses, pasarán a engrosar el denominado “censo latente”, que no será tenido en cuenta como base para calcular porcentajes de participación, de validación de Iniciativas Ciudadanas o revocatorios o para el aval de los candidatos a cargos sorteados.
  • Cuando una persona se aproxime a los 6 meses de inactividad, un sistema automatizado se lo comunicará a través del correo electrónico. La sola entrada en la Red de Podemos suspende el plazo de inactividad y la persona vuelve a considerarse activa.
  • El estado de las cuentas corrientes del partido se ajustará a lo dispuesto en la Ley de Cuentas Claras y Abiertas, presentada en varios parlamento autonómicos.
  • La elaboración de las listas electorales se llevará a cabo a través de primarias. Las listas presentadas no podrán superar el 60% de los puestos a cubrir. Los métodos de recuento serán Dowdall  o Borda, para la atribución de puestos.
  • Es incompatible tener más de un puesto de responsabilidad en el nuevo organigrama del partido.
  • En los cargos que se cubren mediante un sorteo, éste se realizará entre las personas que se presenten y cuenten con un aval del 10% de los inscritos o de 3 círculos del ámbito territorial en el que concurran. Si el cargo se inscribe dentro de un círculo, el aval requerido será del 10% de los miembros de ese círculo.